LUNES DE RESACA

¿No le da vergüenza, señor Rufián?

¿No le da vergüenza, señor Rufián, desnortar totalmente su izquierda radical y agarrarse al antitaurinismo como arma de combate? Más que vergüenza, pena…
Por 
lunes, 31 de octubre de 2016 · 13:03

JAVIER FERNÁNDEZ-CABALLERO

Usted, que atacó soberanamente al toreo hace unas horas, no sabe sino basar en preguntas retóricas y afirmaciones cortas su discurso. Yo lo voy a hacer también. No tuiteo, no soy guay, pero sí ataco a quien me ataca. Y usted atacó a todos los aficionados a los toros en un discurso asqueroso, mugriento, cochambroso, nauseabundo, vomitivo, corrompido, infecto, deshonesto. En un discurso repugnante. Y mentiroso. Un discurso adjetivado como rufián –entiéndase según la RAE por vil y despreciable que vive del engaño y de la estafa-.

¿No le da vergüenza, señor Rufián, "defender" los toros -animales- pero no hacerlo con las víctimas del terrorismo?

¿No le da vergüenza, señor Rufián, no pensar siquiera ya no en los españoles, sino en un propio votante de Esquerra? ¿Se sentiría orgulloso de sus palabras? Piénselo fríamente…

¿No le da vergüenza, señor Rufián, defender a un asesino y tildar de éste a quien ejecuta un espectáculo legal y rentable para el Estado? ¿No le da vergüenza confundir términos? ¿No le da vergüenza que su vocabulario y su falta de criterio sean objeto de venganza por sus enemigos precisamente por ese cariz ignorante de sus palabras?

¿No le da vergüenza, señor Rufián, desnortar totalmente su izquierda radical y agarrarse al antitaurinismo como arma de combate? Más que vergüenza, pena…

¿No le da vergüenza, señor Rufián, hablar del "régimen del 78" cuando cualquier político de entonces tenía más nivel que usted?

¿No le da vergüenza, señor Rufián, que España piense que mil Iscariotes en el Congreso son mejores que un sólo fariseísta predicando mentiras?

No sé si en el Parlamento francés, en la Cámara italiana, en el Parlamento Federal alemán, en el Parlamento inglés o en el Riksdag sueco se permitiría este tipo de discurso, pero más allá de los toros, el sábado concordaron político y apellido en aquellos cinco minutos de discurso.

48

Comentarios