LUNES DE RESACA

La culpa no es del novillo de Madrid

Once novilleros heridos en lo que va de año en Las Ventas, pero la culpa la tienen las Ferias de más de tres corridas sin novillada
Por 
martes, 26 de julio de 2016 · 09:45

JAVIER FERNÁNDEZ-CABALLERO

Once novilleros heridos en lo que va de año en Las Ventas, pero la culpa no la tiene el novillo de Madrid: la culpa la tienen las Ferias de más de tres corridas sin novillada picada; la culpa la tiene un sector que no ha defendido a capa y espada las novilladas en las zonas rurales; la culpa la tienen los festivales sin novillero; la culpa la tiene, al fin y al cabo, el sistema. No echen la culpa al toro, que es el rey de esto. Madrid no puede ser una plaza de oportunidad en la que corte una oreja para que salgan cinco festejos más. A Madrid, con los deberes hechos. A Madrid, a no estrellarse.

La culpa no la tiene la empresa, ni el equipo veterinario, ni siquiera los propios novilleros que salen a jugarse el bofe por ver un chavo en su porvenir. La culpa la tiene un sistema que puede y debe luchar porque el estamento novilleril jamás desaparezca porque entonces será cuando nuestra materia futura peligre de verdad. Pero para eso no sólo hay que rasgarse las vestiduras ante la sociedad, sino rascarse el bolsillo para que un pueblo de 2000 habitantes pueda tener su par de novilladas en septiembre. Y ¡ojo! , adecuar, sobre todo, ese bolsillo a las necesidades taurómacas de una localidad sin subvención para dar toros. Porque también los aficionados con alcaldes totalitarios merecen disfrutar de los novilleros

La culpa no la tiene el novillo de Madrid, sino todos estos factores compendiados en la falta de preparación de los jóvenes que salen a debutar en la primera plaza del mundo a jugar o morir. A cara o cruz. A ser Dios o hundirse en la miseria del olvido. Duro pero real. Y si se culpabiliza al novillo de Madrid, el más serio del mundo, bajará el trapío de su toro y, por ende, la importancia del primer escenario taurómaco del orbe. Es así.

Es duro contar, escribir e informar en las RRSS de once cornadas en lo que va de año en Madrid. También hacerlo sabiendo lo de Teruel. Pero los percances, las cornadas, las lesiones y los malos ratos también son parte de la Fiesta, y es de justicia afirmar que también el novillo de Madrid es el que defiende las 6000 almas que acuden cada domingo a Las Ventas.

No echen la culpa al novillo de Madrid. La culpa es nuestra. Defendamos las novilladas y no tendremos que lamentarnos cada domingo.

FOTOGALERÍA: LUIS SÁNCHEZ OLMEDO

 
 
 
 
20
5

Comentarios