LA CRÓNICA DE PLATA

Del temple nace el toreo

Sobria y muy templada actuación de los de plata para ayudar al triunfo del matador
Por 
viernes, 15 de abril de 2016 · 23:37

PABLO LÓPEZ RIOBOO

Cuanto los toros embisten nace el toreo, nace el toreo gracias a una bravura que canalizan en las muñecas de los toreros, esos mismos toreros que mecen el percal, colocan los rehiletes, torean a caballo y ejercen el castigo sobre el lomo del astado. Del temple nace el toreo, ese que hoy se vio en Sevilla, ese que los de plata y los picadores derrocharon en el albero amarillo.

Para mecer el toreo como lo hace Carretero hay que saber qué terrenos se pisa; su lidia en el primero, a favor del toro, tuvo el sello de la casa. Tuvo una gran virtud su actuación: mandó él. Es decir, le dio los capotazos que quiso y cuando quiso. Araújo estuvo solvente y muy eficaz en sus dos toros,  mereció el reconocimiento de La Maestranza.

Hablar de la cuadrilla de Juli es hablar de una cuadrilla compacta. Álvaro Montes lidió con templanza al segundo, mientras que Soler dejó dos importantes pares en el segundo, reunidos y en la cara. En el quinto dejó un capotazo al ralentí antes del tercer par de banderillas.

De la cuadrilla de Roca Rey hay que destacar el gran tercio de varas que ejecutó Manuel Molina, medido, metiendo las cuerdas y administrando el castigo justo, lo que le valió la ovación de la Maestranza. Algaba estuvo efectivo en su labor de tercero. Su par de banderillas al tercero lo colocó con despaciosidad y en su sitio. Por su parte hay que destacar la pausada lidia de Juan José Domínguez al violento sexto, no se dejó enganchar el capote, tuvo gran mérito su actuación.

 

Galería de fotos

Comentarios