LA PREVIA DE SAN ISIDRO

Y el bombo arrojó un gran cierre

Llega por fin Urdiales este año a Madrid con Octavio Chacón ante una vacada de garantías y David Mora para volver a su casa con Fuente Ymbro
Por 
domingo, 07 de octubre de 2018 · 00:00

TEXTO: MARCO A. HIERRO / ILUSTRACIONES: JUAN IRANZO

El cierre de la Feria de Otoño trae a Diego Urdiales por primera vez este año, junto con la oportunidad de ver a Octavio Chacón con una ganadería de las más regulares y a David Mora, que jamás deja de entregarse, ante la parroquia de su casa. Es, por todo ello, un gran cierre para el último gran ciclo del año en Madrid, arrojado por el capricho del bombo que sorteó vacadas y días para todos los toreros.

DIEGO URDIALES

Diego Urdiales tiene esta tarde en Las Ventas una de las citas con mayor responsabilidad de los últimos tiempos. Cierra feria por decisión del bombo, y lo hace con una de sus vacadas de cabecera, Fuente Ymbro, también por antojo de la suerte; pero llega a Madrid tras haber declinado la oferta de la empresa en San Isidro y después de un año de apuesta por no pisar Las Ventas. Hasta hoy. Siempre puro, hasta para enarbolar su bandera de independencia. Y es que es precisamente esa virtud, la pureza, la que ha caracterizado los días de Diego Urdiales dentro de la tauromaquia.

Su lucha particular de libertad e independencia lo llevó este año a llegar a Bilbao -su Bilbao- con tres corridas de toros a sus espaldas. Y a ser después el triunfador del ciclo por torear con la máxima pureza a un ejemplar de Alcurrucén, la vacada manchega con la que está generando un binomio histórico en el Botxo. Numerosos han sido sus triunfos posteriores, que le dieron la fuerza para volver a apostar en Madrid.

Su concepto de toreo encajado, de planta asentada y de mucho valor con cualquier tipo de encastes hacen de la carrera de Diego Urdiales todo un subibaja en premios pero una tremenda regularidad en la inmedible pureza. Es precisamente esa virtud la que lleva al aficionado a la plaza para ver al riojano, torero de culto para todo el que se precia de amar el toreo.

OCTAVIO CHACÓN

A la espera de pisar el ruedo de Madrid durante mucho tiempo, el gaditano Octavio Chacón aprovechó en el mes de mayo la oportunidad envenenada que se le triubtaba con un toro de Saltillo que hizo aprovechable por jugarse el cuero para ganarse el respeto y que rentabilizó por perderle el respeto la presidencia y negarle un trofeo para darle la vuelta al ruedo al marrajo. Torero veterano ya, es un especialista en lidiar encierros de los encastes minoritarios, pero esa actuación en Madrid le ha llevado a entrar en otro tipo de carteles este año. Y a estar en el bombo de Otoño, que le reservó la de Fuente Ymbro y el último día de feria para volver a Las Ventas.

Fueron 13 los paseíllos que firmó en 2017, entre los que destacan varios en ruedos franceses y peruanos, donde deben anunciarse los toreros que no cuentan con demasiadas oportunidades en tierras europeas. Poderoso en su concepto y en su ademán, Octavio tiene seguridad y gobierno en su muleta y puede ser una apuesta rentable en la tarde de Fuente Ymbro.

DAVID MORA

Después de un año 2017 mucho más regular de lo que indican sus presencias, ausencias y colocaciones en las grandes ferias, David está acostumbrado a hablar con los avíos en la mano y le acompañan las estadísticas del año anterior. Torero de máxima entrega cada vez que viste el chispeante, son dos las puertas grandes que tiene en esta plaza para avalar una nueva presencia de responsabilidad en la Feria de Otoño.

Respecto a su forma de concebir el toreo, tras el percance David ha cambiado la largura en el trazo que siempre le acompañó -incluso en escorzo en ocasiones- por un muletazo más corto, pero mucho más vertical y tremendamente profundo. Fuera de dudas está su valor y su raza para tirar de una tarde, porque su verdad aparece en la manera de afrontar los desafíos. Está acostumbrado -dicho está- a lidiar con las dificultades en los despachos, pero la madurez que ahora atesora le hace dar motivos cada tarde para no olvidarse de él.

Hoy es una de esas tardes donde debe reivindicarse.

FUENTE YMBRO

El ganado para hoy llevará el hierro de Fuente Ymbro, propiedad del gaditano Ricardo Gallardo. Se trata de uno de los criadores de toros más importantes que campan por el planeta toro. Aporta su sello personal a las líneas generales: el motor y la codicia, cualidades que le aportan una mayor emoción a cuanto se le hace al toro. Pero no se puede permitir resbalar en la primera plaza del mundo.

Conviene recordar que Fuente Ymbro tiene como tronco principal a Jandilla. De hecho, comparten sementales desde hace años y hasta los intercambian, pero no es el talante de Borja tan comercial y aparente como el de Ricardo Gallardo. Es su segunda tarde en el abono, dado que también llevó su hierro la novillada del pasado día 29.

Valorar noticia

Comentarios