HUELVA

El triunfo de la fe

El Juli, Miguel Ángel Perera y Roca Rey hicieron el paseíllo en la tercera de la feria de Colombinas.
Por 
sábado, 04 de agosto de 2018 · 18:48

PABLO LÓPEZ RIOBO / FOTOS: ARJONA-TOROS HUELVA

El Juli, Miguel Ángel Perera y Roca Rey trenzaban el paseíllo en el segundo gran cartel de la Feria de Colombinas de Huelva, que llegaba en la tarde de este sábado. Se lidiaban toros de Torrealta para la ocasión. Una tarde que transcurrió por los derroteros de la fe. Esa que le puso un Perera que en Huelva se crece, un torero que le tuvo fe a un Torrealta de una entrega infinita. Esa fe que tuvo la familia Prado en embarcar un toro con esas hechuras, ese que a la postre colmó sus sueños de dichos ganaderos. Roca Rey se subió hace tiempo en el avión de primera clase, ese que le exige una entrega total y un triunfo casi diario. Hoy apostó por un sexto al que había que hacer poco a poco, su triunfo arrollador fue la firma a una tarde de más a menos. Por su parte El Juli le buscó los resquicios a su lote, pero esta vez no valió con tener solo fe. Hizo falta algo más. Hoy la suerte no estuvo de su lado pese a dejar pasajes interesantes con el primero.

Tuvo buen metraje la faena realizada por Julián López 'El Juli' al primero de la tarde, un melocotón de Torrealta que manseó en el caballo, pero que más tarde sacó nobleza en la muleta. Su saludo a la verónica y el posterior quite por Chicuelinas empezaron a meter al respetable en su labor. Una faena que tuvo mayor eco a derechas, por ahí el animal la tomó con mayor calidad, entrega y humillación. Por el izquierdo sus desiguales embestidas no ayudaron a que la faena tomara el vuelo deseado. Le quiso el madrileño arrastrar la muleta a ‘Extremeño’, dibujando derechazos con cadencia y mando. Acertó en terrenos y distancias para dejar una faena de buenos pasajes aunque falta de mayor rotundidad. Por el izquierdo, como dijimos antes, brotaron naturales, siempre sueltos, debido a la informalidad del burel. Tras dejar un pinchazo previo a la estocada sonó un aviso. La petición no fue mayoritaria, por lo que Julián saludó desde el tercio. Ese pinchazo le privó de tocar pelo.

04.08 El Juli en Huelva from Cultoro TV on Vimeo.

No tuvo opciones El Juli con el desrazado y anodino cuarto, un toro que nunca quiso ir hasta el final. Porfió el madrileño en un trastero largo, en el que nunca pudo levantar dicha actuación. El Torrealta siempre embistió a media altura y con el viaje muy corto, lo que imposibilitó cualquier tipo de lucimiento. Labor fría del madrileño ante un toro carente de esa bravura necesaria para ligar faena. Tras la estocada volvió a saludar una ovación desde el tercio.

Y se hizo el milagro, Perera realizaba en el coso onubense una gran faena a un animal de gran clase y entrega. Ya desde salida lo templó de capa, para posteriormente ceñirse en un quite marca de la casa. El jabonero venido de tierras gaditanas acometió siempre a galope, humillando y ralentizandose en cada muletazo. Inició la faena toreramente por bajo en el tercio, suave fueron esos muletazos inicionales, en los que le abrió los caminos al animal. Perera lo cuajó por ambos pitones en una faena de firmeza y suavidad. Se fue siempre tras los vuelos, queriendo comerse los engaños. Acertó el extremeño en dejársela puesta y tirar de él. Mando y firmeza, cadencia y tacto para cuajar de pitón a rabo a este importante toro. La petición fue unánime y el indulto concedido. Huelva se entregó a la verdad de un torero y la bravura de un toro en una obra interesante. Antes lo había lidiado excepcionalmente Javier Ambel con capotazos largos y suaves, ¡Qué gran torero!. Se desmonteró Curro Javier por dos pares a tener muy en cuenta. Una obra de gran importancia desde la apertura de capote hasta el final de faena. Miguel Ángel volvió a entregarse a una plaza que siente como suya, esa que hoy le vio cuajar a ‘Sereno’, un jabonero de Torrealta profundo, humillador y con una entrega fuera de toda duda. Un toro que buscó siempre los vuelos de la muleta, esa que hoy viajó despaciosa y templada, esa que brota de las muñecas de un torero de toreros, esa que exige al animal lo mejor de sí mismo en cada arrancada, esa que proporciona a un torero la entrega total.

No levantó vuelo la faena de Perera al rajado quinto, un toro al que le intentó tapar el defecto de la falta de fijeza, pero que fue imposible debido a su nula condición. Volvió a mostrarse resolutivo y variado con la capa. Su quite desde la larga distancia caló en el respetable. Pero el buen momento de Miguel Ángel se vio truncado por las desrazadas embestidas de un toro sin celo ni emoción. Acertó en taparle la cara, para que así no se fuera a tablas, pero fue imposible, el toro no quiso pelea y se rajó. Porfió Perera pero sin premio alguno. Lo mejor vino en una serie final de fino trazo. Tras pasaportar al toro saludó una ovación desde el tercio.

perera from Cultoro TV on Vimeo.

Tuvo más genio que bravura el colorao que hizo tercero, un toro con exigencia pero que no acabó por entregarse en las telas de un Roca Rey que se sintió más a gusto en las cercanías que en el toreo fundamental. Uno de los momentos más significativos de la tarde fue el brindis de Andrés a David, de Roca Rey a Miranda. Un brindis de torero a torero, de esos que no se olvidan. Solos los dos en el tercio. Gracias Andrés por un gesto buena persona. Con el capote estuvo fresco y variado, para más tarde dejar una faena desigual pero con fases interesantes. Ese interés que tuvieron las dos series iniciales, en las que se pasó al animal por la faja. Pero pese a tener conexión con los tendidos, a su labor le faltó mayor templanza, pese a ello supo entender las picantes embestidas del toro en un trasteo sincero y de plantas asentadas. En las cercanías exprimió a un Torrealta que nunca acabó de entregarse. Debido a ello, tuvo mayor repercusión su arrimón y su toreo de improvisación realizado al final de su obra. Tras sonar un aviso saludó una ovación posterior a un pinchazo y una estocada. Ovacionado se fue Sergio Molina tras un gran puyazo.

Arrollador se mostró Roca Rey en el cierraplaza, un buen toro de Torrealta que posibilitó el triunfo del peruano. Se mostró friote de salida, para más tarde empujar con fijeza en el caballo hasta derribar al jaco. Llegó a la muleta evidenciando nobleza y buena clase. Lo mimó Andrés en unos compases iniciales a favor del toro. Sin apretarle fue poco a poco metiendo en el canasto al animal. Lo pulseó con suavidad, poco a poco le fue bajando la mano hasta apretarle y apretarse con él. Derechazos largos, todo ello unido a un gran valor, sustentado en el temple y la firmeza de plantas. Al natural también cuajó al buen toro de Torrealta. Tuvo calidad y buen son el ejemplar venido de El Toñanejo. Acabó en las cercanías en un final de faena vibrante que puso a la plaza en pié. Tras la estocada paseó las dos orejas del animal tras sonar un aviso. Palmas para ‘Andaluz’ en el arrastre.

04.08 Roca Rey en Huelva from Cultoro TV on Vimeo.

FICHA DEL FESTEJO

Plaza de toros de Huelva. Tercera de la feria de Colombinas. Corrida de toros. Más de tres cuartos de entrada.

Toros de Torrealta. Bien presentados y de juego variado. Con nobleza y buen pitón derecho el mansito primero. De franca, humilladora y enclasada embestida el gran segundo, de nombre Sereno, nº9 de 522kg, nacido en Enero del 2014 y de pelo jabonero. De movilidad geniuda el tecloso tercero. Sin raza ni poder el apagado cuarto. Pasador a media altura el rajado quinto. Noble y con calidad el buen sexto.

Julián López ‘El Juli’ (Azul y azabache): Ovación con saludos tras aviso y Ovación con saludos.

Miguel Ángel Perera (Teja y oro): Dos orejas y rabo simbólico y Ovación con saludos.

Roca Rey (Malva y oro): Ovación con saludos tras aviso y Dos orejas.

Cuadrillas: Saludaron montera en mano Javier Ambel y Barbero en el segundo y Curro Javier y Barbero en el quinto. Ovacionado Sergio Molina en el tercero y José Manuel Quinta en el sexto.

 

9
2

Comentarios